La política nuclear de Rajoy naufraga al encallar el cementerio nuclear de Cuenca y Garoña

rajoygalanEl Gobierno no logra activar las dos instalaciones y su futuro queda a expensas del resultado electoral. El Ejecutivo renuncia a recurrir antes de las generales contra el bloqueo de la Junta castellanomanchega al silo

La legislatura agoniza y el Gobierno se ha quedado sin tiempo para materializar su vocación pronuclear. En cuatro años no ha logrado sacar adelante sus dos bazas programáticas, la reapertura de la central de Santa Martía de Garoña (Burgos) y la construcción del cementerio nuclear de Villar de Cañas (Cuenca). Un cúmulo de errores y la oposición cada vez más mayoritaria a este tipo de energía han retrasado de tal manera ambos proyectos que al no estar culminados en esta legislatura corren serio peligro de ser engullidos para siempre con el cambio de Gobierno.

Los trámites y estudios previos necesarios para construir el Almacén Temporal Centralizado (ATC), el silo que debe almacenar los residuos de alta actividad de todas las nucleares, se han alargado tanto, debido a la inestabilidad de los terrenos elegidos, que ha dado tiempo a que un cambio de partido en el ejecutivo regional bloquee el proyecto.

Aunque inicialmente mostró una actitud dubitativa, el PSOE de Castilla La Mancha ha ido galvanizando la oposición de muchos municipios del entorno del almacén y de los grupos ecologistas hasta que al acceder al gobierno autonómico ha pulsado un botón de parada decisivo.

RESERVA NATURAL

El consejero de Gobierno de la Junta castellanomanchega inició en julio el procedimiento de ampliación de la reserva natural de la Laguna del Hito a una área que incluye los terrenos donde debe levantarse el silo. Con la puesta en marcha de este plan, “la evaluación ambiental preceptiva para que el proyecto siga adelante, sería necesariamente negativa”, explica el consejero de Agricultura de Castilla La Mancha, Francisco Martínez Arroyo.

Los terrenos contienen una gran riqueza natural. El mismo subsuelo formado por yesos que dificulta y encarece la construcción del silo genera un ecosistema de “especies vegetales yesófilas” que solo crecen en este tipo de suelos y en el que prosperan aves y especies piscícolas. Las organizaciones ecologistas ya han pedido su protección. “En la decisión han confluido la razón medioambiental y nuestra oposición política al cementerio”, admite el consejero, quien recuerda cómo la ubicación en Villar de Cañas “fue una decisión política que pasó por encima de los criterios técnicos”.

EL CUARTO LUGAR

El municipio manchego ocupaba el cuarto lugar en la lista de preferencias elaborada por los expertos, detrás de Zarra (Comunidad Valenciana), Ascó (Tarragona) y Yebra (Guadalajara). El apoyo entusiasta de la entonces presidenta regional, Maria Dolores de Cospedal, fue decisivo para inclinara la balanza sin calcular los problemas que el subsuelo podía acarrear.

¿Dispone el Gobierno de algún mecanismo para sortear el bloqueo? “Podría declarar la instalación de interés prioritario, pero esto daría paso a un largo litigio y no es realista empeñarse en una instalación de este tipo con la autonomía en contra”, razona el titular de Agricultura de Castilla La Mancha.

Francisco Castejón, experto de Ecologistas en Acción en energía nuclear, cree que si decide sacar la munición pesada, el Gobierno tendría que litigar también con Europa porque la zona ampliada está incluida en la Red natura 2000 como Lugar de Importancia Comunitaria (LIC) y ZEPA. “Un recurso se podría alargar durante años y acabar perdiéndose”, advierte el especialista.

Una consulta de este diario al Ministerio de Industria sobre sus intenciones al respecto obtuvo ninguna respuesta. Fuentes del Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) se mostraron convencidas de que el Gobierno de mariano Rajoy ha decidido esperar a que pasen las elecciones generales de diciembre. Con el frente catalán abierto no le conviene abrir una guerra de incierto resultado con otra autonomía en vísperas electorales. Mientras tanto, seguirá adelante con la contratación de proyectos y estudios pendientes para tenerlo todo a punto.

El experto de Ecologistas en Acción condena el “despilfarro” que suponen estos gastos en un proyecto que cree tocado de muerte. Y no solo eso, la misma idea de construir un ATC está perdiendo sentido. “Ante el retraso del cementerio, la mayoría de centrales nucleares han construido o han pedido permiso para construir sus propios depósitos, lo que sería más que suficiente en una perspectiva de cierre progresivo de la nucleares”, argumenta. De acceder al futuro Gobierno central el PSOE con el apoyo de Podemos el debate habría acabado.

Fuente: elperiodicodearagon

Enresa adjudica nuevas obras del cementerio nuclear de Cuenca pese a las dudas sobre los terrenos

 

marti2

El Colegio de Geólogos protesta porque se avance en estos trabajos sin esperar a todos los estudios sobre la idoneidad de la ubicación del silo nuclear.

La empresa pública encargada de la gestión de los residuos nucleares adjudica trabajos de ingeniería de varios edificios de las instalaciones del almacén de Villar de Cañas.

Enresa sigue dando pasos en el proceso para la construcción del almacén de residuos radiactivos de Villar de Cañas, en Cuenca, a pesar de las dudas que existen sobre la mala calidad de los terrenos para albergar una instalación de este tipo. La compañía pública, encargada de la gestión de los residuos nucleares en España, ha adjudicado esta semana nuevas obras de edificios que compondrán el complejo del almacén nuclear.

En concreto, Enresa ha adjudicado los trabajos de ingeniería previos a la construcción de los edificios, laboratorios e instalaciones convencionales (esto es, no directamente nucleares) de los que dispondrá el Almacén Temporal Centralizado (ATC) de la basura nuclear. La unión temporal de empresas Incosa-Tomás Llavador ha sido la adjudicataria del contrato, con un presupuesto de 718.246,56 euros (una cifra llamativamente menor a la prevista, dado que el importe máximo establecido rozaba los 1,8 millones de euros).

Las nuevas adjudicaciones llegan en plena polémica por las dudas sobre la calidad de los terrenos elegidos para albergar la instalación. La propia Enresa tiene previsto realizar nuevos sondeos en los suelos para determinar mejor las características de los suelos de la parcela en que se instalará el cementerio nuclear.

El Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) dio su visto bueno el pasado julio a la autorización previa del almacén, que en la práctica suponía ratificar la idoneidad de la ubicación seleccionada. No obstante, en el informe de autorización el propio CSN reconoce las dudas sobre los suelos: ve insuficientes los datos sobre hidrogeología e hidrogeoquímica (esto es, los referentes básicamente a la reacción de los terrenos por la presencia de agua subterránea., Y es que la presencia de yesos y materiales arcillosos en la parcela elegida para construir el ATC de residuos radioactivos podría derivar en que se produzcan agujeros en el terreno.

Pese a las incertidumbres, el CSN dio su visto bueno a la autorización de la ubicación y trabaja en la concesión de la autorización de construcción. Y pese a las incertidumbres, y sin esperar a los resultados de los sondeos adicionales que se realizarán en los terrenos, Enresa adjudica ahora nuevas obras para continuar con el proyecto. El Ilustre Colegio Oficial de Geólogos (ICOG) ha denunciado en un comunicado la adjudicación de estas obras de ingeniería por parte de Enresa sin disponer de todos los estudios geológicos y geotécnicos sobre los suelos.

La mala calidad de los terrenos obligará a trabajos adicionales para la construcción del ATC, que básicamente se traducirán en cimentaciones más profundas y por rellenar parte del terreno con una capa de hormigón para envolver la instalación. Es la solución que propone la propia Enresa para solventar los eventuales problemas por la calidad de los terrenos de Villar de Cañas. Una solución que, previsiblemente, encarecerá el proyecto. El presupuesto actual ronda los 1.000 millones de euros. Expertos del sector nuclear consultados por SABEMOS apuntan que podría acabar superándose ampliamente los 1.300 millones.

En este sentido, el Colegio de Geólogos advierte en su comunicado de ayer que realizar infraestructuras sobre terrenos “yesíferos solubles y arcillas expansivas” puede acabar haciendo “inviable” el proyecto mismo o, en todo caso, que estas dificultades generen “incrementos presupuestarios considerables”.

Fuente: sabemosdigital.com

El fracking sufre salidas de efectivo de 30.000 millones en EEUU

30000-fugasRealmente la noticia es que por fin un medio de comunicación económico español se ha dado cuenta de que el fracking es una burbuja financiera que se ha terminado. Todavia hoy dia siguen sin informar de la deuda que las compañias de shale gas han adquirido en su loca aventura en busca de la autosuficiencia energética sin reparan en la herencia de contaminación que ya están sufriendo.

Parece como si quisieran que ocurriera en España una nueva burbuja como la de las Subprime que tanto destrozo ha ocasionado a la economia española y a los españoles en particular.

Incluso en los momentos en que el petroleo estuvo a 120$ el barril las compañias de fracking acumulaban pérdidas anuales de 110.000 $ millones . Este hecho no quitaba  para que los presidentes y los encargados de marketing saldrían con toda su enorme caradura en los medios hablando de que el fracking sería rentable por debajo de los 60$ el barril.

Como siempre, los culpables primeros han sido los bancos como Goldman Sachs y otros, que han regalado creditos impagables a las mencionadas empresas extractoras, sabiendo que no eran rentables (Cheseapeake sólo ha tenido beneficios en 2 años de los 23 que lleva operando). El pagano será el pequeño inversor al que le han empaquetado los activos tóxicos del fracking en unos “Fondos de Inversión” de los que no saben muy bien en que invierten su dinero, sobre todo porque el banco nunca se lo va a decir.

En caso de que una empresa de fracking quiebre (ya lo han hecho 7 durante 2015) será el pequeño ahorrador y no el banco el que pierda su dinero. El banco vive de las comisiones de gestión que cobra tanto al pequeño ahorrador como a la empresa de fracking.

fracking cash comanies

Los productores estadounidenses de hidrocarburos no convencionales informaron de salidas de efectivo de más de 30.000 millones de dólares en la primera mitad del año.

Esta cifra representa un signo de los retos que afronta la industria del país a medida que empieza a hacer efecto la fuerte caída del precio del petróleo.

El déficit de capital apunta a un aumento de las quiebras y las reestructuraciones en un sector que se ha expandido con rapidez en los últimos siete años, pero que nunca ha cubierto su gasto de capital con el flujo de caja.

El gasto de capital de las empresas de gas y petróleo independientes cotizadas de EEUU superó el efectivo obtenido con las operaciones en alrededor de 32.000 millones de dólares en los seis meses hasta junio, una cifra cercana al déficit de 37.000 millones dado para todo 2014, según los datos de la empresa de información Factset.

La producción estadounidense de petróleo cayó en mayo y junio, según la Administración de Información de Energía de EEUU, y algunos analistas esperan que siga descendiendo a medida que las restricciones financieras limiten la capacidad de las compañías para perforar y culminar nuevos pozos.

Las compañías han vendido acciones y activos y han solicitado préstamos para incrementar la producción y aumentar sus reservas.

La deuda agregada neta de las productoras de petróleo y gas estadounidenses se ha multiplicado a más del doble, de 81.000 millones de dólares a finales de 2010 a 169.000 millones el 30 de junio de este año, según Factset.

Terry Marshall, de la agencia de rating Moody’s, señala: “Los mercados de capitales han sido tan fuertes y tan abiertos para estas compañías que muchas de ellas pudieron acumular abundante deuda”.

Los mercados de capitales se han mantenido abiertos para los grupos petroleros y gasistas estadounidenses pese a que el precio del petróleo ha caído a más de la mitad en el último año.

Sin embargo, hay signos de que el flujo de capital se está ralentizando. Las empresas estadounidenses de exploración y producción vendieron acciones por valor de 10.800 millones de dólares en el primer trimestre del año, pero esa cifra cayó a 3.700 millones en el segundo trimestre y a menos de 1.000 millones en julio y agosto, de acuerdo con Dealogic.

Asimismo, esas compañías vendieron una media de 6.500 millones de dólares mensuales en bonos en el primer semestre del año, pero el total para julio y agosto fue de sólo 1.700 millones de dólares.

El próximo obstáculo que afrontan muchas petroleras de EEUU es el de reajustar su base crediticia: la valoración de sus reservas de petróleo y gas, que los bancos utilizan para determinar las sumas que les prestarán.

Las bases crediticias se fijan por lo general dos veces al año, y los próximos niveles, que por norma general entrarán en vigor a partir del 1 de octubre, reflejarán unas expectativas significativamente más bajas para los precios del petróleo que las acordadas en primavera.

Edward Morse, el responsable global de investigación de materias primas de Citigroup, señaló que tendría que producirse una reorganización en la industria estadounidense del petróleo no convencional para separar a las buenas compañías de las malas.

“De igual modo que facilitó el espectacular crecimiento de la industria, el sector financiero va a propiciar que la industria se consolide y se contraiga”, advirtió.

Nuemro de Pozos May-2015

Los productores estadounidenses de petróleo no convencional informaron de importantes mejoras en la productividad de sus plataformas petrolíferas y de sus pozos. Pero el número de torres de perforación en funcionamiento en EEUU ha caído un 59% desde su pico del pasado octubre.

Fuente: Financial Times a través de Expansión

Manifestación por el despido del jefe de área encargado de la clasificación de los incidentes en las centrales nucleares españolas

  • Los trabajadores denuncian la destitución de un jefe de área por discrepancias con la dirección

csnProtesta de los técnicos del Consejo de Seguridad Nuclear. / Jul ián Ro jas

Varias decenas de trabajadores del Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) se han concentrado este martes en la puerta de la sede del organismo para pedir “transparencia” e “independencia” en este órgano supervisor, que en las últimas semanas se ha visto envuelto en varias polémicas.

A finales de julio, el jefe de área encargado desde 2001 de la clasificación de los incidentes en las centrales españolas fue destituido. Este técnico se negaba a que se cambiara el sistema de notificación de los sucesos que se registran en las centrales nucleares.

Esta modificación supondría una reducción del número de sucesos que se clasifican dentro del nivel 1 en la escala internacional INES y que comportan que el CSN emita automáticamente un comunicado de prensa.

La destitución de este jefe de área ha sido uno de los motivos que ha llevado a sus compañeros a concentrarse este martes.

“Una discrepancia técnica no se tiene que resolver con un cese”, ha indicado Nieves Sánchez Guitián, presidenta de la Asociación Profesional de Técnicos en Seguridad Nuclear y Protección Radiológica (Astecsn). Por ello reclaman que se cree un sistema que mejore “la gestión de las discrepancias” dentro del CSN.

 

La junta de personal del CSN, formada por CC OO, CSIF, UGT y Fedeca, envió la semana pasada un escrito a la dirección del organismo en la que se quejaba de la destitución de este jefe de área. En el escrito se advertía de la rebaja de nivel laboral, y por tanto de retribuciones, que se quiere acometer con esta persona. Los sindicatos entienden que esta decisión de la dirección del CSN se puede interpretar como “un aviso a navegantes” sobre lo que “puede pasar si se producen diferencias de criterio técnico”.

Además, según Sánchez, en la concentración también se ha reclamado que el organismo supervisor tenga “más independencia y transparencia en su forma de gestionar la seguridad nuclear”. Ecologistas en Acción ha apoyado este miércoles a los técnicos del CSN. En opinión de esta organización ecologista, “la labor del CSN no debería ser entorpecida por intereses espurios”.

En las últimas semanas el trabajo desarrollado por el consejo ha estado envuelto en polémica. El pleno del CSN y la dirección del organismo decidieron informar favorablemente del emplazamiento previsto para el Almacén Temporal Centralizado (ATC) de Villar de Cañas (Cuenca). Dentro del propio CSN, entre los técnicos, había importantes dudas sobre los suelos elegidos. El área de geología emitió una nota en la que se señalaban esos problemas, pero la dirección del CSN no la incluyó en la información que se trasladó a los consejeros que tenían que pronunciarse sobre el silo.

Fuente: Elpais.com

Como crea estado de opinión la industria nuclear.

foro voz galicia

Veamos a continuación uno de los anuncios pagados que la industria Nuclear y Eléctrica en general inserta  como si fueran noticias en periódicos regionales (por ej.  la Voz de Zamora o la Verdad de Murcia, …).

Un simple vistazo a este hecho encuentra dos objetivos:

  1. Trata de crear un estado de opinión favorable a la industria nuclear en el lector menos cosmopolita, y porqué no decirlo, mas provinciano y más de derechas.
  2. Compra el silencio de los medios sobre los peligros que la industria nuclear ocasiona o puede ocasionar, pero en general los desmanes de las grandes empresa eléctricas españolas, para seguir permitiendo el expolio de los españoles con el sobre precio de la electricidad, el alquiler de los contadores y la parte fija del precio de la luz.

 

La Sociedad Nuclear Española (SNE) es una asociación sin ánimo de lucro, constituida en 1974, de la que forman parte unos mil profesionales y un elevado número de socios colectivos, cuyo principal objetivo es promover y divulgar el conocimiento de la ciencia y la tecnología nuclear.

Si analizamos los resultados del sector nuclear en España podemos afirmar que este goza de una extraordinaria salud, gracias al buen funcionamiento de unas centrales nucleares que son referente internacional y al excelente comportamiento de una industria con gran capacidad exportadora, valores ambos de gran importancia que deben preservarse a largo plazo.

En el 2014, una vez más, la energía eléctrica de origen nuclear ha sido de nuevo la fuente principal de generación eléctrica en España. Con una potencia instalada de solo un 7,7 %, las centrales nucleares han estado conectadas a la red nacional más del 85 % del año, produciendo un 20,5 % del total de electricidad generada. Un 65 % de la energía producida en España en el 2014 estaba libre de emisiones de gases de efecto invernadero y, entre las tecnologías no emisoras, la nuclear es la que más contribuyó, con un 35 % del total.

En mayo de este año, la SNE, junto con otras 40 asociaciones de todo el mundo, suscribieron en Niza una declaración en la que ratifican su compromiso para combatir el cambio climático y reconocen la energía nuclear como parte de la solución, al ser una fuente energética que no emite CO2.

Si abordamos la situación actual de la energía nuclear, hay varios aspectos relevantes a considerar. En primer lugar, la seguridad. Como consecuencia de las lecciones aprendidas a raíz del accidente de Fukushima, la comunidad internacional adoptó medidas de forma inmediata. En nuestro país las centrales están siguiendo ese mismo proceso de adaptación, para lo que ha sido necesario llevar a cabo fuertes inversiones. Tenemos que seguir trabajando para que nuestras centrales nucleares puedan continuar operando hasta los 60 años.

En segundo lugar, los residuos. En España hace muchos años que se encuentra operativo en El Cabril el almacén de residuos radiactivos de baja y media actividad, con unos resultados operativos excelentes. En estos momentos asistimos a los inicios de la construcción de un almacén temporal centralizado para elementos combustibles que ya han sido utilizados en las centrales. La SNE considera que esta es una buena iniciativa porque favorece una gestión conjunta de futuro de estos elementos, porque elimina la dependencia de costes que debemos sufragar a otros países, porque permite almacenar unos elementos que disponen del 90 % de su energía para otras centrales de futuro diseño, porque brinda la oportunidad de investigación y desarrollo asociados a esta tecnología y porque el propio almacén es un motor económico y de empleo para la zona donde se encuentra ubicado.

En tercer lugar, la competitividad. La nueva ley de medidas fiscales para la sostenibilidad energética establece unos impuestos específicos considerables a la generación nuclear que están afectando de manera importante a su viabilidad. Como consecuencia de estas medidas, algunas centrales nucleares podrían estar abocadas al cierre, con un impacto muy significativo para el sector nuclear, en un momento en el que se plantean inversiones de consideración para la operación a largo plazo. La producción eléctrica de origen nuclear necesita un marco regulatorio estable y predecible para su continuidad.

Nuestras empresas son reconocidas internacionalmente en áreas como la fabricación de combustible nuclear, bienes de equipo, ingenierías especializadas, constructoras, empresas de servicio, de inspección y formación, universidades, centros de investigación e instalaciones que, entre todas ellas, dan empleo de calidad y a tiempo completo a unas 30.000 personas. En este momento, los estudios realizados concluyen que en el supuesto de iniciar un nuevo proyecto de una central nuclear en España, el 75 % sería de participación nacional.

Como presidente de la SNE considero fundamental que España mire lo que está ocurriendo en los demás países de nuestro entorno en los que la energía nuclear juega un papel relevante conformando un mix energético equilibrado y sostenible en el que, junto a las energías renovables, contribuye a la conservación del medio ambiente.

Como conclusión, la SNE considera que el sector nuclear español, a pesar de las dificultades a que se enfrenta, está preparado para el futuro gracias, por un lado, a la permanente inversión en unas centrales cada vez más seguras y fiables, orientadas a la operación a largo plazo e impulsadas por sus características de seguridad de suministro, respeto al medio ambiente y competitividad y, por otro lado, a una industria nuclear con profesionales con gran experiencia y un bien ganado prestigio internacional.

El Gobierno de Castilla y La Mancha apuesta por un almacenaje de residuos radioactivos desagregado

El Gobierno de Castilla-La Mancha apuesta por un modelo de almacenaje de residuos radiactivos desagregado, con el que cada zona nuclear pueda procesar sus residuos en cada una de las centrales. De esta manera, se evitaría poner en riesgo a un buen número de municipios españoles por las necesarias rutas de transporte hacia un almacén unificado como el que se quiere instalar en Villar de Cañas (Cuenca).

page1

Así lo ha afirmado hoy el portavoz del Gobierno regional, Nacho Hernando, durante la rueda de prensa que ha ofrecido en el Palacio de Fuensalida para informar sobre los acuerdos del Consejo de Gobierno, y en la que también ha dado cuenta de los asuntos tratados en el encuentro celebrado esta mañana entre el presidente castellano-manchego, Emiliano García-Page, y el delegado del Gobierno en la región, José Julián Gregorio.

“Le hemos trasladado al delegado nuestras preocupaciones sobre temas de ámbito nacional como el asunto del ATC, y le hemos pedido que nos ayude de cara al Gobierno central”, ha señalado Hernando. En este sentido, se ha referido al informe “El viaje de los residuos nucleares al ATC” elaborado por Greenpeace, y cuyo contenido fue analizado ayer en el Consejo de Gobierno.

Greenpeace resalta algo que el Gobierno regional ya venía denunciando, ha indicado el portavoz, y es la grave situación que se daría en el caso de que el cementerio nuclear se construyera en Villar de Cañas, “pues más de dos centenares de municipios se verían afectados por las rutas de transporte de bidones con residuos nucleares”.

De los 216 municipios afectados, 71 pertenecen a Castilla-La Mancha. Exactamente serían 28 en Cuenca, 20 en Toledo, 17 en Guadalajara y 6 en Albacete, lo que supone un “alto riesgo” pues “es imposible predecir todas las situaciones inesperadas que puedan producirse durante el transporte de esos residuos, unos bidones que no son invulnerables”, ha alertado Nacho Hernando. Así, se ha referido a los accidentes e incidentes registrados en EEUU entre el 71 y el 97, un total de 58, y ha advertido de que en Reino Unido se produjeron hasta 786 incidentes desde 1958, “con lo que la hemeroteca nos da la razón”, ha apostillado.

En este sentido, ha reiterado que la lucha del Gobierno regional para que el cementerio nuclear no se emplace en Villar de Cañas “es una cuestión técnica y no un juego político”. Se trata de hacerle caso a los técnicos, “a los expertos del Consejo de Seguridad Nuclear (CSN), “quienes por elevar su voz técnica y no crítica están sufriendo una persecución política en el seno del CSN”, ha explicado el portavoz.

La  excelente labor de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado en Castilla-La Mancha, el alto nivel de seguridad que existe en la región, la defensa del agua o la lucha de Elcogas por evitar su cierre han sido otros temas tratados en el encuentro celebrado entre Emiliano García-Page y José Julián Gregorio.

Fuente:  eldiadigital.es

La reunión entre García-Page y el alcalde de Villar de Cañas acaba sin acuerdo sobre el ATI de Cuenca

La reunión entre el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, y el alcalde de Villar de Cañas, José María Sáiz, ha terminado sin acuerdo, con ambos interlocutores manteniendo sus iniciales posturas de oposición radical a la instalación del Almacén Temporal de residuos nucleares (ATC) en la citada localidad conquense, por parte del titular de Ejecutivo regional, y de defensa a ultranza del proyecto por parte del primer edil villardecañero.

Lunes 21 de Septiembre de 2015, 19:36 horas.

caas pageEl presidente, García-Page, con la delegación de Villar de Cañas encabezada por su alcalde, este lunes en el Palacio de Fuensalida

Así las cosas, tras la reunión celebrada este lunes en el Palacio de Fuensalida y vistas las posturas mantenidas por García-Page y Sáinz, el vicepresidente del Gobierno regional, José Luis Martínez Guijarro, ha indicado que “hay muchas posibilidades de que esto acabe en los tribunales; vamos a utilizar todos los recursos, incluidos los judiciales”.

Respondiendo a preguntas de los periodistas, Martínez Guijarro ha confirmado que se están buscando “fórmulas de desarrollo de la comarca en busca de generación de empleo, con la intención de llevar a cabo un plan específico de la zona para la ubicación de empresas que generen más empleo que el cementerio nuclear”, añadiendo al brespecto que ya hay algunas empresas interesadas en instalarse si el cementerio nuclear no se ubica allí.

SÁIZ, DECEPCIONADO

Por su parte, el alcalde de Villar de Cañas se ha mostrado “decepcionado” por el resultado de la reunión, señalando que “esperaba que el presidente cambiara un poco su actitud y que se diera cuenta de que el ATC es necesario” y advirtiendo que “ATC va a haber, seguro” porque s´òlo una orden interministerial del Gobierno de España puede acabar con el proyecto.

José María Sáiz ha adelantado que se va a impulsar una plataforma contra la Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) presentada por el Ejecutivo regional para impedir la instalación del ATC en su pueblo y a presentar un recurso contencioso-administrativo ni no se retira la decisión de ampliar la superficie de esta ZEPA, por lo que tampoco el alcalde descarta que, como vaticina Martínez Guijarro, el asunto acabe en los tribunales.

Fuente: lavozdetalavera.com

Las Cortes de Castilla y León instarán a la Junta a replantearse la mina de uranio en Salamanca

Todos los partidos en bloque aprueban una moción de IU-Equo con el voto en contra del PP

Las Cortes de Castilla y León han aprobado por unanimidad de todos los partidos de la oposición (el PP votó en contra) una moción que insta a la Junta a que revise la aprobación de la Declaración de Impacto Ambiental (D.I.A.) aprobada para el proyecto de minas de uranio a cielo abierto en Retortillo y Santidad (Villavieja de Yeltes).

La iniciativa parlamentaria de IU-EQUO tiene como objetivo que la Consejería de Fomento y Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León, revise la D.I.A. porque el proyecto de minas de uranio presentado inicialmente por la empresa minera Berkeley no incluía el almacenamiento de residuos radiactivos (cementerio nuclear) considerados así posteriormente por el Consejo de Seguridad Nuclear; ni el tratamiento de mineral de uranio traído de otras minas, ni tampoco los efectos sobre la normativa europea al afectar directamente a espacios protegidos por Red Natura 2000.

EQUO -Partido Verde Europeo- llama la atención sobre el triple contenido de este proyecto, catalogado por el C.S.N. como “instalación radiactiva de primera categoría” y que incluye, además de las minas a cielo abierto, una planta de beneficio y concentrados de uranio y el almacenamiento de residuos radiactivos.

EQUO también alude a los efectos negativos que para la zona tendrá la puesta en marcha de este proyecto, tanto en la agricultura, la ganadería y el resto de actividades económicas sostenibles y de futuro, así como la destrucción de empleo actual, incluido los del Balneario de Retortillo.

Fuente: eldiadigital.es

El Gobierno trata de imponer el control total del PP en el CSN en plena autorización del cementerio nuclear

A tres meses de las elecciones, el Ejecutivo intenta romper el equilibrio político histórico y que un único partido tenga mayoría absoluta en el pleno del supervisor. El Gobierno propone un candidato ligado al PP para sustituir la vacante que deja el consejero de CiU tras acabar su mandato. El PP tendría tres miembros, por dos del PSOE, durante los próximos años en plena polémica por el almacén nuclear y por la reapertura de la central de Garoña.imagen

El Gobierno trata de que por primera vez en tres décadas en el pleno del Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) exista una mayoría absoluta de miembros ligados a un mismo partido. El CSN –el regulador del sector encargado de la seguridad nuclear del país y, en teoría, independiente- ha contado históricamente con un pleno compuesto por dos consejeros propuestos por el Partido Popular, dos por el PSOE y uno por CiU.

El Ejecutivo de Mariano Rajoy, sin embargo, intenta que en la nueva composición del pleno -el órgano por el que pasan todas las decisiones del CSN- haya tres consejeros ligados al PP aprovechando la salida, por extinción de su mandato, del consejero que ocupaba la plaza tradicionalmente ligada a la propuesta de CiU, Antoni Gurguí.

El candidato, en las listas del PP

El Consejo de Ministros, a instancias del Ministerio de Industria –comandado por José Manuel Soria-, aprobó el pasado viernes proponer al Congreso de los Diputados el nombramiento como nuevo consejero del CSN de Javier Dies Llovera, catedrático de Ingeniería Nuclear y con un currículo con actividades nacionales e internacionales ligadas a la energía nuclear y a la docencia en la materia que supera, con mucho -con muchísimo-, el de sus (posiblemente) futuros compañeros de pleno.

El carácter técnico del candidato es evidente, pero diferentes fuentes próximas al proceso para su nombramiento, destacan que el Gobierno tendrá difícil venderlo al Congreso de los Diputados como independiente, dada su vinculación con el Partido Popular. Dies Llovera incluso figuró en las listas electorales del Partido Popular de Cataluña en las municipales de 2011 en el municipio barcelonés de Sant Joan Despí.

En cualquier caso, se trata de la primera vez que un Gobierno intenta romper el equilibrio en el CSN entre los partidos en tres décadas. Tradicionalmente se ha mantenido el contrapeso entre las formaciones y se aseguraba así el consenso (o al menos una mayoría cualificada suficiente) en el Congreso para los nombramientos, con el apoyo de PP, PSOE y también de CiU. Pero ahora el equilibrio se rompería con tres consejeros vinculados al Partido Popular y con la candidatura de uno de ellos sin acuerdo previo con el resto de formaciones representadas.

El mandato de los consejeros del centro tiene una duración de seis años, por lo que el nuevo miembro extenderia su presencia como mínimo más allá de toda la próxima legislatura. Y ante la posibilidad de que en las próximas elecciones generales el Gobierno cambie de manos (y también cambie de rumbo la actual política sobre energía nuclear avalada por el PP), los populares tendrían una ascendencia evidente sobre la llave que abre (o cierra) las puertas en este campo.

Romper el equilibrio a tres meses de las generales

El movimiento del Gobierno llega a tres meses de unas elecciones en que previsiblemente (y como mínimo) el Partido Popular perderá su mayoría absoluta, cuando el Consejo de Seguridad Nuclear tiene que tomar decisiones tan polémicas como la autorización del cementerio nuclear de Villar de Cañas o la eventual reapertura de la central de Santa María de Garoña (materias en las que el PP está solo en defensa de una posición que combate la oposición al completo), y cuando el CSN vive una crisis interna en la que la actual dirección ha emprendido una caza de brujas por las críticas sobre su politización y su falta de independencia.

Y un movimiento, además, que dejaría sin representación a CiU (o ahora a CDC) en el organismo y que -nada casualmente- se produce cuando la formación nacionalista lidera el proceso independentista en Cataluña, lo que ha roto desde hace tiempo todos los puentes con el Partido Popular y con el Ejecutivo.

El Gobierno propone a Dies Llovera, pero es la Comisión de Industria del Congreso de los Diputados la que tiene que aprobar su nombramiento por una mayoría de tres quintas partes de sus miembros. Y el trámite no será fácil. La comisión está integrada por 44 diputados, de los que al menos 27 tendrían que apoyar el nombramiento para que saliera adelante.

El Partido Popular dispone de 23 votos en la comisión, y va a tener difícil sumar los cuatro votos que le faltan para alcanzar los tres quintos necesarios. Grupo Socialista (con 13 diputados), Convergència (2), Izquierda Plural (2), Grupo Mixto (2) y PNV y UPD con un diputado cada uno no están por la labor. Los socialistas y los convergentes por ser los directamente damnificados por la iniciativa del PP de imponer su mayoría en el CSN de manera unilateral, y el resto porque llevan tiempo denunciando el reparto de los asientos en el organismo sin atender demasiado a los méritos de los candidatos sino sólo a su filiación política.

Dies Llovera defiende su currículo

Dies Llovera no oculta sus simpatías políticas y reconoce haber formado parte de las listas electorales del PP catalán, pero defiende su currículo y su experiencia de 30 años como profesor de ingeniería nuclear (y 15 años de catedrático) como las bazas que le han llevado a ser propuesto como miembro del pleno del CSN. “A mí me gusta un equipo de fútbol concreto, un tipo de vino y tengo unas posiciones políticas. Pero yo creo que me han propuesto por mi carrera no porque me guste un equipo, un vino o un partido concretos”, explica Dies Llovera en declaraciones a SABEMOS.

“Me gustaría pensar que lo que se ha tenido en cuenta es mi experiencia docente, que he participado en 12 misiones de la Agencia Internacional de la Energía Atómica, que soy vicepresidente de la European Nuclear Education Network y que he escrito un libro sobre energía nuclear que se ha traducido a cinco idiomas y se ha publicado en 83 países”, sostiene.

“Y también por una cuestión territorial, ya que soy el único catedrático de Ingeniería Nuclear de Cataluña”, reconoce el profesor, nacido en Lleida, que imparte clases en la Universidad Politécnica de Cataluña, y cuya presencia en el pleno hay quien parece que quiere ver una suerte de compensación territorial por la salida del representante de la formación nacionalista catalana.

Un pleno politizado

Actualmente el pleno del Consejo de Seguridad Nuclear está presidido por Fernando Marti Scharfhausen, que era secretario de Estado de Energía justo hasta el momento en que accedió al regulador nuclear. Y tras la salida de Antoni Gurguí (de CiU), a Marti le acompañan en el pleno Fernando Castelló (que ha sido secretario de Estado de Seguridad Social en uno de los Gobiernos de Aznar, diputado del PP y conseller en la Generalitat valenciana), Cristina Narbona (ministra de Medio Ambiente con José Luis Rodríguez Zapatero y secretaria de Estado de Medio Ambiente y Vivienda en el último Gobierno de Felipe González) y Charo Velasco (que ha sido diputada del PSOE en el Congreso y en las Cortes de Castilla y León, y concejala socialista en Ponferrada).

Desde dentro del propio CSN algunos profesionales critican la politización del centro y se quejan del desprestigio al que se encamina la institución. Ante esta situación, el personal técnico del centro ha empezado a organizarse en torno a la recién nacida Asociación Profesional de Técnicos en Seguridad Nuclear y Protección Radiológica (ASTECSN).

El Consejo de Seguridad Nuclear está politizado y ASTECSN nace para denunciar una realidad que nos daña como organismo regulador al ponerse en duda su independencia”, según explicaron a SABEMOS fuentes de la nueva asociación. Tras estas críticas, la dirección del centro abrió una suerte de investigación interna para determinar el origen de las informaciones.

El CSN encuentra en el centro de varias polémicas por las prisas por autorizar el cementerio nuclear de Villar de Cañas, por el intento de reabrir la central de Garoña y hacerlo hasta los 60 años, por posibles cambios de criterio sobre los incidentes que deben notificar las centrales nucleares (que habrían derivado en el cese de un profesional del centro que se opuso al recorte de estos criterios)

Fuente: sabemosdigital.com

Los residuos nucleares atravesarían 17 municipios de Guadalajara para llegar a Villar de Cañas

Las rutas para llevar los residuos nucleares al ATC de Villar de Cañas desde las centrales de Trillo y Zorita pasarían por los términos municipales de 17 poblaciones de la provincia de Guadalajara, según un informe difundido hoy por Greenpeace. El director provincial de Fomento, Julio Calle, lo considera “un riesgo innecesario” para las citadas poblaciones, aunque obvia que de no construirse un ATC en España los residuos deberán de permanecer durante cientos de años en los emplazamientos de las centrales españolas en sus almacenes temporales individuales, ATIs, que no están licenciados para un alojamiento indefinido.imagen

Las rutas de transporte para trasladar los residuos nucleares desde alguna de las dos centrales existentes en Guadalajara, Trillo y Zorita, esta última en fase de desmantelamiento, pasarían por los términos municipales de 17 poblaciones de la provincia de Guadalajara. Así se recoge en el informe ‘El viaje de los residuos nucleares al ATC’, presentado hoy en Madrid por los ecologistas de Greenpeace.

En él se explica que, si finalmente el Gobierno de España instalara el cementerio nuclear en Villar de Cañas (Cuenca), como está aprobado por el gobierno, 40 convoyes con residuos nucleares pasarán anualmente a través de siete rutas por 216 municipios con destino a esta localidad conquense. De ellos, 71 están en Castilla-La Mancha y 17 en la provincia de Guadalajara, en concreto Alaminos, Albalate de Zorita, Almadrones, Almonacid de Zorita, Alovera, Argecilla, Azuqueca de Henares, Cabanillas del Campo, Cifuentes, Cogollor, Gajanejos, Guadalajara, Ledanca, Masegoso de Tajuña, Muduex, Torija y Trijueque.

Zorita-contenedores

Contenedores al aire libre en Zorita con residuos de alta intensidad.

“Municipios con riesgo de contaminación”

El director provincial de Fomento, Julio Calle, considera este hecho “un riesgo innecesario” para la provincia de Guadalajara y para el conjunto de Castilla-La Mancha, y asegura que “los contenedores donde viajan estos residuos no son invulnerables”. Además, según él los municipios que formen parte de una ruta de transporte nuclear “serán percibidos por la ciudadanía como municipios con riesgo de contaminación, algo que puede afectar negativamente a su potencial turístico y de promoción económica”.

Julio Calle ha recordado además las declaraciones realizadas el sábado por la consejera de Fomento, según las cuales no consta en la Junta que el anterior Ejecutivo regional elaborase ningún informe sobre la seguridad de las rutas de transporte para llevar los residuos de alta actividad desde las distintas centrales nucleares españolas hasta Villar de Cañas. “Los informes técnicos ponen en duda que los terrenos elegidos para ubicar el ATC sean seguros y a ese riesgo inasumible habría que añadir ahora el del transporte de residuos, que afectaría directamente a 17 términos municipales de nuestra provincia”, afirma Julio Calle.

ATIs con licencias temporales

Calle obvia que de no hacerse ese ATC, bien en Villar de Cañas o en otro lugar de España, llevaría consigo el alargamiento de la vida de los almacenes nucleares en Trillo y Zorita, para lo que no están preparados. De hecho, las licencias para los almacenes individuales de las citadas centrales son temporales, y solo hasta que se construya en España el Almacén Temporal Centralizado (ATC), que está previsto en los diferentes planes estatales de residuos que se han aprobado en las Cortes de España, con el consenso de PP y PSOE. Por ello, los contenedores en los que se guardan los residuos de alta actividad en Trillo y Zorita están preparados para el transporte, y licenciados por el Consejo de Seguridad Nuclear sobre la base del peor de los accidentes que se pudiera producir en un transporte de carretera.

Días pasados, el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García Page, abogó porque sean las centrales nucleares las que gestionen su “basura nuclear” (sic) y reiteró que combatirá con todas sus fuerza el ATC de Villar de Cañas, porque es el “peor emplazamiento posible“. Y en una entrevista radiofónica  añadió que de esta misma opinión participaba la ex presidenta Cospedal y lo más novedoso, las propias centrales españolas.

El ATC proyecta levantar una construcción cerrada al modo y manera de lo que hay en otros países europeos (su referencia es el ATC de Haaborg en Holanda) en donde todas las operaciones están robotizadas y se necesita muy poco personal de mantenimiento. En una planta aneja iría un centro investigación sobre el comportamiento de los residuos nucleares (los de alta actividad tienen una vida de miles de años), un sector donde los científicos reconocen que queda mucho por investidar. El lugar para su emplazamiento en Villar de Cañas se eligió por el gobierno central después de que se abriera una convocatoria pública a la que se presentaron una docena de municipios candidatos de toda España. En Guadalajara se postuló el de Yebra.

Por lo que respecta a la central “José Cabrera”, la más antigua de España, la previsión es que  pueda ser cedida por ENRESA a su propietario, ahora Gas Natural-Unión Fenosa, para el 2018, con el suelo completamente liberado, una vez que se hayan llevado los residuos al ATC de Villae de Cañas. A partir de ahí, la citada empresa podría utilizar ese suelo industrial para lo que crea oportuno.

El ministro de industria José Manuel Soria declaró recientemente que de no construirse el ATC, habría que detener la producción nuclear en España y que esto supondría un encarecimiento del recibo de la luz de hasta el 30%.

Fuente: www.guadalajaradiario.es